20091007

3:30 a.m.

Por cuestiones de trabajo, hoy tuve que levantarme mas temprano que de costumbre. A esta hora la calle está desierta, la casa en silencio y yo no quise desbaratar esta quietud encendiendo la luz. Salí de la recamara y cerré la puerta despacio, dejando tres sueños revoloteando sobre la cama con la esperanza de que mi pareja los atrape y me cuente de ellos en la tarde: Cuando nuestro cuarto se llena de sueños yo solo consigo atrapar los grises pequeñitos, esos que de tan chicos se desmoronan al contacto de la mano y terminan siempre en una vaga sensación de que algo paso mientras dormías; pero mi pareja tiene una red enorme con la que atrapa los de grandes alas de colores, los mágicos y los que de tan terribles no dejan dormir la noche siguiente; una o dos veces por semana me cuenta algo que sonó y yo no entiendo porque no se toma el tiempo de apuntarlos y hacer un diario con ellos. Si yo soñara así, hace mucho tendría un libro enorme repleto de asombros.

Los gatos a esta hora nunca están, suben al techo y se quedan ahí largas horas. Siempre he tenido curiosidad de saber que es lo que les gusta de estar allá si en el tejado, salvo la salida de los ductos de calefacción, no hay nada y es tan inclinado que luce muy incomodo caminar sobre él. Pero hoy que en medio del silencio me asomo a la ventana en horas que normalmente dormimos, parte de mi duda se disipa.


La luna, dueña del cóncavo tejado del cielo, gusta también de quedarse largas horas sobre él; tal vez a ella le gustan los gatos y se observan mutuamente, no se. Como ninguno de ellos habla mucho creo que no tiene caso preguntarles.

La calle esta desierta y la casa en silencio y la luna aprovecha para asomarse a la ventana, sentarse en el sillón y descansar.

14 comentarios:

la MaLquEridA dijo...

Me has hecho suspirar.

Te diré que desde la ventana de mi cuarto se ve la luna en todo su esplendor y me maravilla enormemente.

Tal vez fuí gato en mi otra vida, por eso me gusta tanto la luna.

Prefiero ser gato a gata, jeje.

Saludos mininos.

Bidan dijo...

A esa hora, yo me acostaba. Si te cuento el sueño que te perdiste, no me vuelves a hablar nunca mas. Nadie llevaba nada de ropa...
Y hasta aqui puedo contar....

Implicada dijo...

a mi también me provocó un suspiro,

yo igual soy una soñadora, y siempre me encantan porque están llenos de símbolos, por épocas he tenido mi diario de sueños :)

todavia dijo...

Yo creo, MaLquE, que en tu otra vida no eras gato: Eras Luna.

todavia dijo...

Precisamente ESA clase de sueños son los que me duele perderme, Bidan.

Yo no se porque no, en vez de quedarte a dormir veniste mejor a ayudar. Nos hacian falta manos aca.

Para trabajar, digo, no para lo que sea que hiceras con ellas en tu sueño =)

todavia dijo...

Que envidia me das, Implicada! Si me concedieran un deseo, creo que esa seria una de las cosas que me gustaria pedir: Acordarme de mis sueños.

Si esos diarios sobreviven, deberias, ipso facto, incluirlos en tu blog, creo que si estan llenos de simbolos y significado. Y si solo fueran cosas locas que el cerebro construye automaticamente y no significaran nada, que importa! son increibles...

Crónicas Urbanas dijo...

A esa hora suelo ya estar dormido, pero puede que alargue mi noche hasta las 2.00 hs. Rara vez se ve la luna desde mi apartamento, y eso que esta bien arriba, será por las nuves o quçe se yo.
La quietud de las cosas a esa hora siempre las vuelve mas amables, y a mi me gusta porque hay silencio.
Mactans, además, es imposible que supieras que como fondo de pantalla tengo una luna plena, parecida a la que publicaste... tal vez porque nunca la veo afuera.

la_luminosa dijo...

la luna de octubre es preciosa, que encanto de relato cobre todo por los sueños y si yo voto por que tu pareja empiece a escribirlos!! :D saluditos.

todavia dijo...

Cronicas: Todos deberiamos tener una luna de emergencia en un poster en la pared o, como tu, en la pantalla de la computadora. La luna por ahora comienza a menguar y yo, podre la foto de esta luna como fondo en el ordenador, asi algo mas tendremos en comun =)

todavia dijo...

Nila: Verdad que los sueños son como mariposas revoloteando sobre nosotros en la obscuridad?

Lo malo es que anotarlos, entonces, seria parecido a quien clava mariposas con un alfiler y las colecciona en una caja...

Noemi dijo...

Siempre procuro ver la luna, me parece que me saluda :)

Cuando además vengo y la veo aquí, me parece que también te ha saludado a ti...

Si yo fuera gato, también rondaría los tejados ;)

Berenice dijo...

Tus post de este estilo no se si me ponen nostálgica, anhelante, soñadora o que, pero siempre siempre me despiertan algo.
Gracias por estar.

todavia dijo...

Apuesto, Noemi, que cuando eras niña te diste cuenta que la luna te seguia. ¿Verdad?

Yo recien ando confirmando que no era mi imaginacion: A algunos de nosotros, la luna nos sigue.

Con suerte en otra vida en algun tejado tambien nos vamos a encontrar ;)

todavia dijo...

Yo seria feliz escribiendo siempre asi, Bere: con tranquilidad y paz y lejos de los corajes y berrinches que hago a veces. Pero seria faltarle a la verdad: yo no soy ni amble ni linda persona y hay dentro de un monton de rencores y odios que tambien reclaman su derecho a salir a flote.

A mi me encanta como escribes(por cierto, nos tienes esperando, ni creas que no me he dado cuenta) Gracias a ti por estar.